Luke Prokop, el primer jugador en la historia de NHL en confesarse homosexual

Luke Prokop, el primer jugador en la historia de NHL en confesarse homosexual

En pleno siglo XXI probablemente no debería de ser noticia, pero alguien tenía que dar el primer paso y merece aplaudirlo. La NHL tiene a su primer jugador abiertamente homosexual, ya que Luke Prokop hizo públicas sus preferencias mediante un comunicado en redes sociales

Elegido en el Draft 2020 por los Nashville Predators, con quienes en diciembre firmó un contrato de prospecto por tres temporadas, el canadiense Prokop utilizó su Instagram para abrirse al mundo: “Orgullosamente decirles públicamente a todos que soy homosexual”.

De esta forma, Luke Prokop es el primer jugador bajo contrato vigente en la NHL que revela su homosexualidad, un paso que espera le permita: “Vivir una vida plena dentro del deporte que tanto amo, ha sido todo un viaje llegar a este punto y creo que ser auténtico me ayudará a cumplir mis sueños”.

NHL felicita a Prokop por declararse gay

La respuesta de la NHL fue inmediata, comenzando con el comisionado de la liga, Gary Bettman, quien habló por teléfono con el jugador de los Predators.

“Solo cuando la gente logra aceptar su verdadera identidad es cuando puede dar lo mejor de sí. Cualquiera que esté relacionado con la NHL, ya sea la oficina central, el entrenamiento y el desarrollo de jugadores, en fin, queremos que todos sepan que tiene un lugar en nuestra familia. Le dije que él que fue valiente y por eso considero que es muy importante que cuente con el apoyo de NHL. Si tiene algún problema, tiene mi número de teléfono celular y debe sentirse libre de llamarme”, afirmó el comisionado.

¿Quién es Luke Prokop?

Prokop tiene 19 años, nació en Edmonton y fue seleccionado por los Predators en la Tercera Ronda (No. 73) del Draft de la NHL en 2020. Ha jugado las últimas cuatro temporadas con Calgary de la Western Hockey League, anotando seis puntos (dos goles, cuatro asistencias) en 15 partidos en 2020-21

Tus comentarios son importantes para nosotros.